Pasar al contenido principal

Se encuentra usted aquí

¡Dile adiós a las cosas que te quitan energía!

Por: 
Carolina Betancourt R.
En el 2016, dile adiós a las cosas que te quitan energía
Así como cuidamos nuestra salud física, es de gran importancia dedicarle tiempo a la energía para que esta esté siempre en equilibrio.

La energía se expande permanentemente, por eso es importante tener conciencia sobre esta y brindarle los cuidados necesarios. Para lograrlo, ten en cuenta estas recomendaciones que permitirán que la energía fluya de la mejor manera.   

 

-Una de las cosas que más perjudica la energía son los pensamientos. Recuerda que somos nosotros quienes seleccionamos que tipo de pensamientos tenemos; la mente graba como un computador y no diferencia si lo que creamos con nuestro pensamiento está sucediendo realmente o no,  por lo que es importante escoger bien para que tanto nuestro cuerpo como nuestra energía se programen adecuadamente.

-Aunque sea una vez a la semana, realiza algo que te eleve la energía en grandes cantidades. Enfocarse en los hobbies nos conecta con la creatividad permitiendo que nos abramos a nuevas alternativas.  

-La respiración es clave para reducir la ansiedad y agudizar los sentidos. Respirar profundamente permite que nos centremos y podamos tener una mayor claridad sobre las situaciones que enfrentamos así como crear con tranquilidad las nuevas experiencias que queremos vivir. Es importante que tomes unos minutos en varios momentos del día, para respirar; aprovecha el tráfico, las filas o alguna interminable espera, inhala y visualiza que estás respirando luz blanca y como ella reemplaza todo lo malo que invade tu cuerpo.

-Nunca entres en comparaciones con los demás, cada uno de nosotros traemos misiones y dones únicos así que, ¿como se puede comparar una misión con otra? Es imposible, las comparaciones vienen de la mente y no del corazón, así que no nos comparemos con nadie en ningún momento.

-Rodéate de personas que realmente te aporten y evita a los “vampiros energéticos”.  No es necesario cortar todo tipo de relación con las personas que te roban energía, pero si es importante que aprendas a mantener una sana distancia. 

-Pregúntate y sé muy honesta contigo, lo que haces hoy ¿lo harías por siempre?, ¿te hace feliz?, si la respuesta es no, es momento de cambiar y tomar una acción que te acerque a eso que realmente quieres: una llamada, mandar un mail, ir a algún lugar etc. El hacer cosas que no queremos todo el día durante todos los días nos quita energía.

-¡Realiza cosas distintas! Caer en la rutina una y otra y otra vez también desgasta la energía porque el estado natural del ser humano es el de creación y cuando no se manifiesta, la energía tiende a bajarse. Hacer cosas fuera diferentes, por pequeñas que parezcan, ayudan a mantener activa la energía de creación. Enfoca las acciones a construir tus sueños; si tú no los construyes, nadie lo va a hacer por ti. Recuerda que nada desgasta más la energía que ver pasar la vida por delante y no crearla.  

-Espacios demasiado congestionados también pueden afectar nuestra energía, es por esto que cuando te encuentres en alguno de estos lugares debes llevar un cristal de amatista. Es importante tener en cuenta que no se trata de evitar estos espacios, sino de poder manejarlos.  

 

Foto: Google etiquetada para reutilización.

Leer mas: 

Leer más

Publicidad